Calle San Dimas, nº 1
11100 San Fernando
Cádiz                            google maps
  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram

Real y Venerable Hermandad Sacramental,  Carmelitana, Fervorosa y Devota Cofradía de Penitencia de Nuestro Padre Jesús de la Misericordia, María Santísima de la Piedad, Santa Mujer Verónica y Santos Cosme y Damián.

 

NTRO. PADRE JESÚS DE LA MISERICORDIA

La imagen del Nazareno con cruz de madera sobre su hombre existente en la Iglesia de la Divina Pastora, de autor anónimo, data de finales del siglo XVII, anterior a la construcción de la Iglesia.

 

Era de las llamadas de candelero según el informe realizado a petición de la Junta de Gobierno al hermano de la cofradía, licenciado en Bellas Artes y escultor isleño, Alfonso Berraquero García, como paso previo a la magnífica restauración realizada en 1996, recuperando la primitiva mascarilla de la imagen y tallándose un nuevo cuerpo.

 

Según la tradición oral de personas mayores del barrio a la imagen de Nuestro Padre Jesús de la Misericordia, título tomado desde que se funda la hermandad en 1957, se le conocía desde la antigüedad como el Cristo de los

Navegantes o del Buen Viaje y que procedía de la capilla Santa María- según algunos autores- del cercano Castillo de San Romualdo.

 

Investigaciones realizadas recientemente por el historiador local Fernando Mosig lo nombra como «Nuestro Padre Jesús de las Lágrimas», advocación desconocida anteriormente.

En distintas épocas se le han efectuado diversas restauraciones, las más lejanas en los siglos XVIII y XIX. La realizada en 1957 por el gaditano Manuel Beret cuando se funda la hermandad, debido al abandono de la imagen.

En 1958 días antes de la primera salida procesional por el escultor isleño Antonio Bey Olvera, en estas dos restauraciones la imagen sigue conservando aún su identidad. En 1.965 el imaginero sevillano Antonio Castillo Lastrucci somete a la imagen a una profunda restauración, se le sustituye el candelero que forma el cuerpo por otro de madera de forma redondeada, le retoca profundamente el pelo, la barba, perdiéndose gran ocasión para volver la imagen a su estado primitivo.

En la noche del 2 de mayo de 1967 la imagen de Nuestro Padre Jesús de la Misericordia sufre las consecuencias de un incendio declarado en el altar por causa de una vela de promesa, salvándose solo el rostro.

 

De nuevo vuelve al taller de Castillo Lastrucci, que se le talla un nuevo cuerpo, cabeza, manos y pies adaptándole la mascarilla que fue lo que se salvó del incendio.

 

Nuevamente se deja escapar otra oportunidad de volver a su estado primitivo.

En Junta celebrada el 5 de mayo de 1994, se nombra una comisión para afrontar definitivamente la restauración que demandaba la imagen, celebrándose varias reuniones sin llegar acuerdo alguno.

Tras varios años la Junta de Gobierno dirigida por el Hermano Mayor Diego Salado Marín decidiera efectuarle una definitiva restauración en el 1995.

La comisión formada contacta con escultores que emiten sus informes hasta que la hermandad se decide por el presentado por Alfonso Berraquero García.

 

El 13 de julio de 1995, el Obispado emite el decreto aprobando la restauración en el estudio taller de Berraquero, con el que se extiende contrato para la realización de un nuevo cuerpo anatómico y un remozado rostro del Cristo.

El escultor isleño realiza un cuerpo nuevo, incluida la cabeza, que posteriormente debía de encajarle la mascarilla restaurada. El 4 de marzo de 1996 la imagen se traslada al taller del escultor para la recuperación de la mascarilla, días antes se le había efectuado un minucioso estudio radiológico, en el que se observa que el Señor presenta una mascarilla original, perfectamente diferenciada del resto de la cabeza.

 

Cuando Alfonso disecciona, la madera encontrada es de ciprés, unas de las especies más adecuadas para la realización de imágenes y utilizadas antaño por escultores y tallistas.

Alfonso Berraquero estudia la mascarilla y un dato hace llegar a una conclusión.

El escultor descubre que, originariamente, la faz de Cristo presentaba los ojos pintados y posteriormente había sufrido una restauración en las que se le colocan ojos de cristal realizado con una técnica utilizada a partir del siglo XVIII, dispuestos encima de los reales. Por todo ello Alfonso llega a la conclusión de que la mascarilla es una obra realizada un siglo antes, presumiblemente en la última década del siglo XVIII.

Una vez descubierta la mascarilla original, las tres partes implicadas en la restauración -parroquia, cofradía, y escultor- nos encontramos con una disyuntiva. Las intenciones pasaban por efectuar la restauración sin alterar la fisonomía de la imagen y evitar un trabajo de notable transformación física; se plantearon las dos opciones: ¿se realiza una restauración integral o se vuelve a retomar la misma que tenía?.

 

Las partes deciden unánimemente el respetar el hallazgo histórico artístico, la misma consideración se recibe del Vicario Judicial de la Diócesis, con fecha de 12 de marzo de 1996.

Alfonso se pone mano a la obra y con fecha de 24 de marzo concluye su trabajo, al día siguiente lunes 25 de marzo regresa al templo para el culto público entre la expectación de algunos, la curiosidad de otros y la emoción y fe indescriptible de los pocos -los miembros de la Junta de Gobierno y hermanos muy allegados- que colocamos al Señor de la Misericordia en su altar mientras musitábamos una oración entrecortada por anónimas lágrimas de fervor.

Quedan...

Horario Hermandad

Martes   19:00  a  21:00 Horas

Jueves   19:00  a  21:00 Horas

Monasterio

Stma. Trinidad

Capilla

Lunes a Viernes  09:30 a  12:30 hrs

Sábado y Domingo 17:15  a  19:15 hrs

Agenda

Horario de Misas

Iglesia de la Pastora

Martes a Viernes    19:00 hrs

Sábado     19:00  y  20:00 hrs

Domimgo  09:00 y 11:30 hrs